A propósito de un comentario

Hay días en que el Universo confabula para que centres tu atención en algo. Esta mañana leía la entrada de Laacantha sobre la película “Los puentes de Madison” que vimos el domingo.

De camino al cole, uno de mis hijos me pregunta por el significado de las palabras ambivalencia y ambiguo.

Mi lista de tareas se reproduce como si fueran esporas. Sin embargo, el tiempo me ha cundido y he cubierto mis necesidades y obligaciones, teniendo tiempo para comentar con Laacantha su interesante entrada y aceptando su invitación a mojarme, me he posicionado. Ella me ha dicho algo que no esperaba escuchar y que me ha sorprendido enormemente, por ello escribo esta entrada. Para ordenar mis pensamientos. Tarea de hoy como representa la imagen del día.

Es cierto que algunas cosas las tengo muy claras y que ante el amor no dudo, ni temo. Tomo las decisiones, que legítimamente, considero oportunas según la situación. Acepto los rechazos con bastante elegancia, dignidad y frecuencia, dicho sea de paso. También acepto las oportunidades de la vida. Trato  de ponerme en el lugar del otro, y logro hacerlo en la mayoría de las ocasiones. Me resulta más fácil si me lo explican y argumentan y si no lo hacen, sus razones tendrán. Procuro no juzgar, hay demasiadas cosas que ignoramos de los demás. Tener esta filosofía vital no me protege de la indecisión y de procrastinar. Quizá la certeza, si es que existe en algún lugar fuera de la imaginación, me la da el tiempo. He aprendido a esperar, a ser paciente, ¡me cuesta, lo que pocos saben! pero lo voy logrando porque lo deseo. Mi propósito es claro, para saberlo me hice tres preguntas básicas:

  1.  ¿qué quiero?
  2. ¿qué me conviene?
  3. y ¿que puedo hacer?

Practico el efecto luciérnaga que como sabéis es hacer lo que está en tu mano, poner todo de tu parte. Quien quiere hacer algo, simplemente lo hace.

Técnicamente hacer más de lo que te piden, hacer algo que no quieres o algo que haces para manipular la acción de otro tiene nombre y se llama juego psicológico. En cuanto lo huelo, salgo de ahí. La teoría y la experiencia me dicen que el resultado es siempre negativo: sentirte mal. Prefiero la autenticidad. Si sucede que suceda porque quiero o queremos, si implica a otras personas, nada de obligaciones, ni de hacer las cosas por quedar bien. Eso es centrar tu vida en el amor, en lo que te sale del corazón -muy resumidamente-

Así que, querida Laacanta, gracias por tus palabras, pero yo también estoy en el lado de las indecisas en muchas ocasiones. Te agradezco la invitación tan potente que me has hecho para pensar hoy, sin saberlo tú, has sido de gran ayuda para un proyecto que tengo entre las manos.

Un abrazo con todo mi cariño

Publicado en Análisis Transaccional, Educación emocional | Deja un comentario

Puesta a punto

puesta-a-punto

Imagen | Publicado el por | Etiquetado , | Deja un comentario

Conquistando la esencia, esencia de mujer.

esencia-libro

Ya tengo entre mis manos a este precioso hijito. No puedo describir lo que siento. Me parece precioso, más pequeño y delgado de lo que había imaginado. Como cuando sueñas con tu bebé y te lo imaginas y cuando le ves, dices: “no eres lo que había soñado, eres infinitamente más bello y te amo, tal cual eres.” Pues así.

Cuando configuré los datos le di a “ok” al precio sugerido. Ahora que lo tengo en la mano, lo he ajustado a la baja. No sé cuanto tiempo tardan en pasar la información a la web. Entendedme, no es que crea que su precio es inferior al que marca, por defecto, el programa, es que el objetivo es que se lea. Un libro que no se lee se muere y este rebosa amor en todas sus dimensiones.

Os regalo el texto que acompaña a la foto de la portada.

Riégame

Riégame

con tus gotas

cual rocío de la mañana.

Riégame…

por fuera.

Riégame…

por dentro.

Riégame…

hasta la última gota.

Riégame…

para que llegue a la raíz.

Riégame…

poco a poco.

Riégame…

cada día.

Riégame…

todos los días.

Riégame

hasta florecer.

Riégame…

con tus palabras,

con chorros de tinta

negra, azul o blanca.

Riégame, riégame, riégame.

©Marina M.T. Marzo 2016

Publicado en Lecturas | Etiquetado , , | 12 comentarios